Presiona Enter para iniciar tu búsqueda

    Prueba de manejo: Mercedes Benz G63 AMG del 2015

    Mercedes Benz G63 AMG del 2015

    Por Enrique Kogan (@autos_enrique)

     

    Introducción

    El Clase G sigue todavía en producción y es uno de los modelos más antiguos de Mercedes-Benz con una trayectoria de 35 años. Solo es superado por el Unimog.

    El Mercedes-Benz Clase G, a veces llamado G-Wagen (abreviatura de Geländewagen, “vehículo cross country“), es fabricado por Steyr-Daimler-Puchm, ahora Magna Steyr, en Austria y vendido por Mercedes Benz.

    En algunos mercados se ha vendido bajo el nombre de Puch como Puch G. El G-wagen se caracteriza por su estilo cuadrado y la construcción de la carrocería sobre un bastidor.

    Fue desarrollado como un vehículo militar por sugerencia del shah de Irán, que durante su reinado fue un fuerte accionista de Mercedes Benz, para luego ser ofrecido como una versión civil en 1979.

     

    Estilos y opciones

    El G63 AMG viene cargado con todo, quedándole pocas opciones para agregar. Trae llantas de 20 pulgadas, elementos de estilo AMG, tapicería de cuero y una función automática de arranque y parada, para mejorar la economía de combustible.

    Viene con faros de xenón, faros antiniebla, luces de navegación LED, espejos plegables eléctricos con calefacción, techo solar, limpiaparabrisas automáticos, y muchas características electrónicas de seguridad.

    Agrega control de doble zona de clima automático, tapicería de cuero, asientos delanteros eléctricos de 10 posiciones, funciones de memoria del conductor y asientos ventilados con calefacción.

    Trae de serie la interfaz COMAND con una pantalla de 7 pulgadas, un sistema de navegación, comandos de voz, informes de tráfico, teléfono Bluetooth, interfaz de audio iPod/USB, entrada auxiliar de audio, radio HD, radio por satélite, 10 GB de almacenamiento de música, conectividad de audio y un sistema de sonido envolvente con 12 bocinas Harman Kardon con cambiador para seis CD.

    Las opciones son pocas e incluyen diferentes estilos de ruedas, un volante con calefacción, un sistema de entretenimiento para el asiento trasero, piel de primera calidad con costuras y acolchado y una opción de ajuste y colores interiores.

     

    Motor y transmisión

    El G63 AMG tiene un motor V8 con un par de turbocompresores que aumentan la producción a 536 caballos de fuerza y 560 libras-pie de torsión, acoplada a una transmisión de siete velocidades AMG con sintonizado automático.

    También se incluye un diferencial de bloqueo trasero y delantero con deslizamiento limitado y los diferenciales traseros para uso fuera de carretera.  La capacidad de remolque alcanza un máximo de 7 mil libras.

     

    Diseño de interiores

    Al igual que con la mayoría de los Mercedes, una gran pantalla de visualización está montada en el centro, y es operada a través de la perilla de la interfaz COMAND y botones montados en el tablero.

    Como la mayoría de los sistemas de información y entretenimiento, se requiere un poco de tiempo para acostumbrarse, pero su estructura de menú y facilidad de uso son excelentes.

    A pesar de las grandes dimensiones exteriores del G, el espacio para las piernas es escaso en cualquier asiento. Sin embargo hay un amplio espacio para la cabeza. Detrás de los asientos traseros hay unos decentes 45 pies cúbicos de espacio de carga.

    Creo que en términos de almacenamiento y carga se queda corto, aunque plegando los asientos aumenta su capacidad a 79.5 pies cúbicos.

     

    Seguridad

    Las características de seguridad incluyen frenos de disco antibloqueo en las cuatro ruedas, tracción y control de estabilidad, bolsas de aire laterales delanteras y bolsas de aire laterales de cortina.

    También se incluyen los sensores de estacionamiento delantero y trasero, ayuda en subida de colinas, un sistema de monitoreo de punto ciego, una cámara de vista trasera y la telemática de emergencia “mbrace2” de Mercedes , que incluye servicios como la notificación automática de colisión, un botón de respuesta de emergencia, localización de vehículos robados y bloqueo y desbloqueo remoto.

     

    En carretera

    A pesar de ser un peso pesado con una vieja aerodinámica, el G63 supera los desafíos de la aceleración con una fuerte dosis de energía.  Subirlo a velocidades de autopista es sorprendentemente fácil, y con su potente motor acelera como un carro deportivo.

     

    La dirección es lenta, ya que este vehículo está configurado para el off-road, y en la carretera su postura erguida y los neumáticos todo-terreno conspiran para generar una buena cantidad de ruido del exterior.

    Pero hay algo que no se puede negar, y es que se puede guiar a través de casi cualquier cosa que la naturaleza lance sobre él. Con su sistema 4WD a tiempo completo, el G63 AMG va a donde usted quiera, en cualquier parte del mundo y con la mejor seguridad.

     

    Conclusión

    Dentro de los SUV off-road, hay otras opciones disponibles que también ofrecen más rasgos de modernidad. Los más destacados son los modelos Range Rover y Range Rover Sport Land Rover, así como el Lexus LX 570.

    Si uno lo mira desde una perspectiva dinámica, el G63 se ha quedado claramente detrás de los tiempos, ya que es difícil de manejar, su economía de combustible es pésima, su diseño interior es de un utilitario y tiene un montón de ruido del viento cuando se conduce en la carretera. Estas son deficiencias que simplemente no se encuentran en otro SUV de lujo.

    Pero si usted está pensando en tener un modelo de SUV duro, que le dure una eternidad, que lo lleve seguro a cualquier sitio impenetrable del mundo, y que le dé un aire de imbatible, el G63 AMG es innegablemente su vehículo.

     

    Precio: desde 141 mil 125 dólares

    Consumo: 12 millas por galón (mpg) en ciudad / 14 mpg en carretera

     

    Mira También