Presiona Enter para iniciar tu búsqueda

    Los Tucson Fuel Cell de Hyundai recorrieron la distancia hacia la luna

    Hyundai Tucson
    Los conductores del Tucson Fuel Cell de Hyundai han sobrepasado un impresionante umbral, acumulando recientemente más de 238,900 millas en las carreteras del Sur de California, todo ello dejando escapar únicamente vapor de agua limpio.
    La distancia promedio entre la Tierra y la Luna varía según la órbita lunar, con una distancia promedio estimada en 238,900 millas.
    Hyundai ha entregado más de 60 vehículos Tucson Fuel Cell desde su presentación en el mercado de Estados Unidos en junio de 2014 como el primer vehículo de celdas de combustible producido en masa.
    “Sobrepasar este excepcional umbral nos facilita poder lanzar una mirada a las ilimitadas posibilidades de las celdas de combustible de Hyundai, las cuales tienen cero emisiones,” dijo Mike O’Brien, vicepresidente corporativo y de planificación de productos en Hyundai Motor America.
     “Si una pequeña flotilla de vehículos movidos por celdas de combustible de hidrógeno puede acumular este tipo de millaje en tan sólo unos pocos meses, es fácil imaginar el potencial futuro para un vehículo de hidrógeno sin emisiones”.
    Los ingenieros de servicio de Hyundai, con la autorización de los propietarios de los vehículos, reciben periódicamente información actualizada de los vehículos Tucson Fuel Cell en el Sur de California, información que les permite calcular el total de las millas acumuladas que se necesitan para determinar el nivel de mantenimiento necesario para la batería de celdas de hidrógeno.
    El Tucson Fuel Cell de Hyundai ofrece toda una serie de ventajas. El combustible de hidrógeno rico en energía provee un rango de conducción estimado en 265 milas entre una recarga y otra, algo similar al de muchos vehículos de gasolina.
    Lo que es más, tanto el rango de conducción de las celdas de combustible como el desempeño del vehículo se ven mínimamente afectados por las temperaturas ambientales, ya fueren éstas muy cálidas o extremadamente frías, brindando a los propietarios una tranquilidad de espíritu extra para llevar a cabo sus actividades diarias.
    Algo que es incluso más importante para los consumidores que hacen el cambio de un vehículo de gasolina a uno de este tipo, es que el Tucson Fuel Cell se puede recargar con hidrógeno en aproximadamente la misma cantidad de tiempo que un vehículo típico de gasolina del mismo tamaño, es decir, en menos de 10 minutos.
    Finalmente, los vehículos de celdas de combustible, debido al diseño compacto de su paquete de celdas de combustible, relativamente ligero en peso, son completamente susceptibles de ser fabricados en progresión, desde muy pequeños hasta vehículos muy grandes, tales como autos mini-compactos para circulación urbana hasta autobuses y camiones de tamaño grande.
    Por Enrique Kogan@autos_enrique
    Quizás te interese